10 diciembre 2005

Antonio Elorza vuelve a Borja de Riquer pasando por Maragall

O, al contrario, voy a por Maragall y paso por Borja de Riquer. En un nuevo artículo publicado hoy, Antonio Elorza disecciona el texto que Pasqual Maragall presentó el jueves pasado en el diario El País, tribuna frecuente de las explicaciones del Presidente de la Generalidad de Cataluña sobre su visión de España. El primer párrafo anticipa (veremos) la apertura de un proceso de réplicas y contraréplicas:

En el teatro de sombras donde se viene desarrollando últimamente el debate sobre el Estatut, la última novedad consiste en afirmar que Madrid, o el Madrid centralista, tanto da, mira hacia el pasado, en tanto que Catalunya abre el camino para un futuro venturoso. Tal era la idea que introdujo hace unos días el artículo de un activo publicista catalán, Borja de Riquer, y la que ahora preside el "Parece mentira" de Maragall, ambos en estas mismas páginas.

El "publicista" Riquer y Elorza hicieron un jugoso intercambio de interpretaciones del que dimos cuenta en este sitio hace pocas fechas y que sería adecuado revisar para seguir esta nueva fase.

En los comentarios a aquella entrada, se preguntaba al autor de este espacio si apoya el federalismo. Las respuestas, allí, pero ya que emerge la cuestión, merece que añadamos aquí la conclusión de Elorza sobre los planteamientos de Maragall:

Una y otra vez, Maragall presenta a España a través del puzzle de sus componentes nacionales. Habla de "nación de naciones", pero ¿cómo encaja el preámbulo del Estatuto con semejante concepción? Y más aún, ¿qué tiene que ver el proyecto catalanista de Estatuto con el federalismo que falazmente dice ofrecer con "mano tendida"? Parece mentira que a estas alturas sea ignorada la diferencia entre federación y confederación.

Por cierto, el artículo de Maragall ha generado una relación de interesantes cartas al director. La más notable la de Gabriel Jackson quien, entre otros aspectos que "parecen mentira", plantea éste:

Me parece mentira que, con la memoria de las tragedias que han asolado España entre los años 1936 y 1975, la derecha mínimamente centrada del PP y los varios partidos nacionalistas y localistas de Cataluña, País Vasco, Galicia, Valencia, Canarias, Baleares, etcétera, no puedan abandonar sus debates sobre semihistóricas, semimitológicas, y más que semivictimistas afirmaciones, a favor de discusiones sensatas sobre los verdaderos problemas de todas las variedades de españoles: tal como la baja calidad de la educación en comparación con los países de nuestro entorno, las insuficiencias de sistemas de pensiones y de salud pública, la negligencia hacia la degradación constante del medio ambiente, la necesidad de alojamientos y servicios públicos accesibles a familias con ingresos modestos, una formación honestamente bilingüe en las autonomías con lenguas propias, la necesidad de ayuda humana y afectuosa a los miles de niños que llegan a las escuelas sin saber una palabra de castellano, catalán, vasco o gallego, etcétera.

Technorati tags: , , , ,

2 Comentarios:

At 3:38 p. m., Blogger Citoyen dijo...

Si mi espíritu utilitariste y materialista me lo permitiera, comenzaría a venerar ahora mismo a este señor. Totalmente de acuerdo.

ya he explicado mas abajo en el otro post porqué y conste que aún no había leído esta entrada. Uno se siente un poco menos solo cuando lee este tipo de cosas y se ve obligado a elegir entre el españolismo prehistórico de sanchez albornoz y las reivindicaciones mitológicas del post-aranismo moderado cuando lo que realmente nos interesan son otras cosas...

Dejo ya de divagar

Salud y reforma

 
At 5:21 p. m., Blogger Berlin Smith dijo...

No estás sólo, no

 

Publicar un comentario

Enlaces a este artículo:

Crear un enlace

<< Home